18 de octubre de 2010

LO QUE NO VES

Antes de que amaneciera,
salí huyendo de tu cama.
En tu espejo un testamento:
"No nos queda nada".

Dejé tu barra de labios,
y con ella un par de años.
De quererte por las tardes,
de mañanas sin llamarte…





Como en la canción, sonriendo a quemarropa me abandonaste a mi suerte y a mi triste destino, a un camino de vuelta entre montañas y un vaivén incesante de emociones.
Letal, feroz e indiscriminado aniversario.
Pese a todo sigo vivo.
_

2 comentarios:

madrepangea dijo...

Javixu aprovecho este post que aun sigue virgen y sin comentarios para escribirte. Lo podría haber hecho en cada uno de tus entradas pues todas son muy bellas y cuanto menos punzantes ya sea al cerebro o al corazón.

Tienes un don, y me alegro de haberte leido una noche de causalidad.

Espero que aunque solo sea un 1% de lo escribes cosas que te pasan, no sufras tanto como últimamente leo en tus letras.

El amor es así, viene y va, pero en algún momento se queda para siempre.

Un beso

berrendita dijo...

Sigues vivo y sigues escribiendo, creando belleza. Unas veces desde la luz, otras desde el dolor. Bienvenido a la vida, querido Javitxu.

Un besico. :)