24 de enero de 2007

PALABRAS EN UNA NOCHE DE SOLEDAD

UN DIA SOÑÉ…
Un día soñé en que una luna me iluminaba, en que ella podía ser el camino para abandonar una vida de frustraciones.
Intentaba alcanzarla, pero nunca llegué a sentir su roce, siempre que se acercaba a la punta de mis dedos, desaparecía ante mi desesperanza.Y aunque un día pude tocarla y sentirla frente a mi, olvidé decirle que jamás nada ni nadie nos separaría.
Por eso la perdí, perdí la esperanza en que la vida podía ser un largo camino a recorrer y dejé que el destino me guiase.Ahora busco el sentido a todo esto, entre versos y palabras vacías…


AMÉ A MI TIERRA, VACÍA Y DESOLADA….
Amé a mi tierra, vacía y desolada tierra de mis sueños.Soñé en una vida junto a ti, entre tus calles empedradas de románico.
Todavía sigo contigo pero no se hasta cuando, quizá el destino nos separe entre lágrimas, quizá tenga que decirte que volveré pronto a sentirte entre mis manos.Te intenté enseñar al mundo, para que el mundo valorase y sintiese tu preciosidad…
Pero sabes una cosa Zamora? Que lucharé por ponerte en ese lugar que nunca debiste abandonar. Hoy me acostaré con ganas de que luchemos juntos, entre nuestros silencios y soledades. Junto a ti amaré mis sueños, junto a ti construiré una vida de ilusiones y proyectos. Junto a ti, todo es posible…




Y tras estas palabras, quiero despedirme por hoy por una preciosa canción, de la que hoy suscribo cada una de sus palabras:



Duermes (Ismael Serrano)

Duermes, mientras la ciudad golpea el cristal con su llanto,
ajena a tu sueño, que pena que este milagro,
de verte dormida en paz, no desborde el muro de esta habitación,
ojalá que mañana cuando te despiertes, duerma mi dolor.

Duermes, y bajo el flexo una estudiante reza a la locura,
de huir con los muchachos del camión de la basura,
y mientras los bares, entierran la culpa de esta gran ciudad,
tantas soledades sin saber que duermes, no pueden amar.

Duermes, insomne cruzo la casa y te busco intranquilo,
porque sueño a tu lado aunque no duerma contigo,
duermes, perdona mi maldita costumbre de despertarte,
porque tengo miedo, o porque llego tarde.

Duermes, y un hombre escribe versos frente a una computadora,
temblando en la pantalla, abre la caja de Pandora,
y en un cuarto de hotel, busca encendida en el minibar,
el rumor de las olas, una pareja que esta noche no dormirá.

Duermes, y un hombre llora en un taxi mientras suena la radio,
una mujer desnuda lo detiene en un semáforo,
nadie sabe que duerme, no consta en los diarios,
que lástima la gente que nunca deshará la paz sobre tus párpados.

Duermes, insomne cruzo la casa y te busco intranquilo,
porque sueño a tu lado aunque no duerma contigo,
duermes, perdona mi maldita costumbre de despertarte,
porque tengo miedo, o porque llego tarde.

0 comentarios: